Idiomas:

Democracia nacional

Izquierda a Debate

1. Las consecuencias económicas del presidente.

2. Un balance de la gestión de Varela.


Hacia una patria realmente libre y democrática.
Editorial: Sobre la renovación de nuestro partido. 19/10/2016
Hacia una patria realmente libre y democrática. Convocatoria a La Coordinadora General del 29 y 30 de octubre. 19/10/2016
Sobre la educación y salud nacional. 11/10/2016
Comunicado Ligia Arreaga.
Salir de Darién y de Panamá, no ha sido nada fácil. 05/10/2016
Panamá soberana
El descalabro de la CSS 2. 03/10/2016
Foto de internetPartido Comunista de Cuba felicita a Rubén. 26/09/2016
Hacia una patria realmente libre y democrática.
Odios sin razones.23/09/201.
Salud a las FARC-EP. 23/09/2016
Panamá soberana
¿Promueve Varela el auto golpe? 14/09/2016
Hasta la victoria siempre. Expliquemos esto para que no haya confusiones. 14/09/2016
Constituyente originaria, ¡Ya!. Vamos mal. 12/09/2016
Hacia una patria realmente libre y democrática. Jueves político para el 15 de septiembre. 12/09/2016
Tomado de La voz del Sandidismo
Ojo con el IDAAN. 31/08/2016
Hacia una patria realmente libre y democrática.
Mergel camarada impresindible. 31/08/2016
Pichones asesinos. 30/08/2016
El socialismo es el presente y el futuro. Recordando al viejo. 1/08/2016
Oligarquía asesina, ni olvido ni perdón.
Editorial. 27/07/2016
Hacia una patria realmente libre y democrática. Los prácticos se lo advirtieron a la junta directiva. 27/07/2016
Mentiras neoliberales de la oligarquía. El presidente y el consejo de gabinete niegan la realidad. 26/07/2016
Haciendo uso de mis “derechos”. 22/07/2016
Paz para el mundo, No a la guerra.
¡Que jodedera! 22/07/2016

Editorial: Sobre la renovación de nuestro partido.

Por: Orientación y Lucha. 19 de octubre del 2016.

Hacia una patria realmente libre y democrática.Resulta obvio que el Partido del Pueblo tiene que renovarse según las leyes del desarrollo, de lo inferior a lo superior.

No obstante al examinar los contenidos de esos cambios surge la diversidad de opiniones e intereses en un marco de divergencias.

En el caso de nuestro partido, el asunto no está en que alguien descubrió el agua tibia. El asunto es un problema que toca el contenido. Para unos, el caso de la renovación es un problema cuantitativo y de edad.

Para otros tomando en cuenta esos factores, no constituyen la esencia del problema que tenemos, sino situaciones cualitativas, de carácter ideológico, de los criterios que se manejan en mantener en la práctica de nuestro destacamento marxista-leninista su legitimidad revolucionaria y garantizar la continuidad de su esencia transformadora.

El tipo de renovación cuantitativa, como factor único y decisivo, lleva al eclecticismo, el reformismo y el oportunismo. La experiencia internacional ante la crisis ideológica y política que ha sacudido al movimiento comunista mundial, nos ha demostrado que los partidos hermanos que optaron por la renovación cuantitativa y formal o desaparecieron y neutralizaron su papel, degradándose en las nuevas condiciones en que se desarrolla la revolución contemporánea.

El problema de la renovación no es simplemente numérico y de suma. En la experiencia de nuestro partido hubo una campaña de afiliación de nuevos miembros. El resultado de ella ha quedado en el anonimato y ante las acciones de apertura en ofensiva del partido, solo se mueve “una cabeza sin músculo”.

Aquí hay una prueba palmaria de que el problema que tiene que resolver el partido con su renovación es cualitativo, primordialmente, y no solo cuantitativo.

El problema cualitativo consiste en garantizar la legitimidad materialista dialéctica y histórica, reiterada por el Xo. Congreso y garantizar su continuidad por medio de sus criterios ideológicos expresados en sus tesis y resoluciones.

El XIo. Congreso venidero no puede salirse de este cauce a no ser que la intención sea romper con la legitimidad de nuestro destacamento, único, en la experiencia liberadora en Panamá.

La renovación del partido es necesaria, pero mantenimiento su origen histórico, hacia el socialismo y cualquier modificación tiene que ser un consenso, hacia ese ideal por lo cual se tienen que garantizar la continuidad histórica y por lo cual hay que oponerse a ideas de “renovación” que tergiversen nuestro destino histórico y nos enrumben al reformismo y a la conciliación estratégica de clase con la explotación capitalista.

Un desvío así equivale a la posición liquidacioncita de la naturaleza revolucionaria de nuestro partido.

Por Ruben Souza Batista

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Mesa de Redacción de Orientación y Lucha Digital o Web Master